Mi escapismo, tu escapismo

lunes, septiembre 20, 2010

Andaba yo pensando porque me obsesiona volver algún día (cercano, para más señas) a Japón. Porqué quiero volver a comer sushi, sorber ramen, pasear por akihabara, entrar en tiendas donde no solo hay más cosas de las que podré tener jamás, sino que muchas están en un idioma que seguramente no entienda nunca.

Y tras un rato pensando, y recordando lo que dice este fantástico vídeo, pensé en porqué si yo quiero volver con tantas ganas a ese país, como es posible que 35000 personas (que se dice pronto) se suiciden allí.

Y rascando rascando, llegué a una conclusión. En Japón todo está pensado para que cuando andas por la calle, se te pase un poco esas ganas de pegarte un tiro. Desde las luces, las cosas bonitas, los olores, los sabores, ... todo está pensado para que compense un poco lo duro que debe ser el día a día laboral. Así que cuando alguien de una civilización tradicionalmente más alegre pasea por allí, sufre un chute de felicidad externa que te hace pensar que eso es la releche. Es una consecuencia indirecta y seguramente sea "un daño colateral", pero es totalmente real.

Así que, si, quiero volver a Japón, pero al menos ya he desmitificado un poco esa obsesión.

Permitidme un receso....

jueves, septiembre 09, 2010

... porque la vida no me da para mas. Si, llevo más de lo acostumbrado sin escribir. Si se pudiera escribir mientras se anda o conduce, ya lo habria hecho :D.

En fin, lo primero comentaros que voy a escribir más de lo hecho hasta ahora en Videoshock. Hay que levantar esa revista, porque los que hay en ella son muy buenos, y creemos que hay hueco para hacer algo así. Además, es posible que más tarde haya una sorpresa que es impensable :D.

Por otro lado, este fin de año va a ser un año de viajes. Yes. Por todo el mundo. Pero iremos poco a poco. Por ahora, mañana me voy a Paris, ohh lala, hasta el lunes. Ya os comentaré que tal.

Y muchas más cosas. Permitidme que no escriba tanto como antaño.

Opa Opa forever!